LOS HADZABE: el último pueblo cazador

Lo más común, en cuanto a tribus se refiere, tanto en Kenia como en Tanzania es visitar alguna aldea de la tribu Masai. En este caso optamos por la mucho menos conocida tribu de los Hadzabe.

Se trata de una tribu de bosquimanos, se consideran a si mismos como los últimos cazadores auténticos. Proceden en origen del desierto namibio del Kalahari que hace unos 1000 años atravesando la cuenca del Congo se asentaron en la parte norte de Tanzania en los alrededores del Lago Eyasi.

Son solamente de unas 1.500 familias, el resto de esta tribu permanece en su habitat original que es el desierto namibio del Kalahari.

Georges Killas, el director de una pequeña agencia local http://www.straighttoafricatours.com que me llevo a recorrer los Parques Nacionales, tenia un contacto que nos llevo durante 2 horas a través de la Sabana a un asentamiento auténtico Hadzabe sin ningún turista.

Cuando bajamos del jeep un grupo de chicos estaban frente a una hoguera listos para asar un especie de murciélagos in alas que habían cazado por la noche. Asimismo acababan de cazar una águila enorme. Comen todo tipo de animales, excepto la hiena, las serpientes y los lagartos. El resto todo es comestible. Cazan con arco y flechas y según sea el tamaño de la presa es diferente la punta tiene mas o menos dientes. Para las presas grandes impregnan la punta con un veneno sacado de una planta que una vez introducido con la flecha el veneno pasa a la sangre lo envenena y mata el animal.

Salen de caza todas las mañanas en pequeños grupos, algunos incluso se marchan lejos durante varios dias.

Normalmente los grupos constan de 20 o 30 individuos sin ningún tipo de jerarquía tribal. Todo se reparte y las tareas se hacen conjuntamente.

Los asentamientos son móviles pues se mueven según el clima y los recursos de la caza.

Una de las principales características de esta tribu es la falta absoluta de bienes personales, pues al cambiar de asentamiento cada individuo tiene que cargar con lo poco que tiene.

Viven en unas chozas cónicas hechas de hojas y si llueve mucho se resguardan en cuevas.

Su lenguaje tiene como característica el click que hacen con su boca.

El fuego lo obtienen de manera tradicional, es decir que frotan un palo contra otro y cuando tienen una pequeña chispa la meten dentro de una bola de para hasta que prende y con eso hacen su hoguera

Tuvimos la suerte de acompañar un pequeño grupo en una salida de caza en la que cazaron varios pájaros

Antes de marcharnos nos obsequiaron con una de sus danzas

Son autosuficientes, excepto para procurarse las puntas de flechas para lo que realizan un trueque con la tribu de los Dagoda que viven también por esa zona, que son los que trabajan el hierro

Cambian miel y carne que consiguen con la caza contra sus puntas de flechas que les permita seguir cazando

Para poder ver esta tribu tienes que ir hasta los alrededores del Lago Eyasi y conseguir a alguien que sepa dónde están algunos de estos grupos. Cuanto más alejado del lago más auténtico y menos turistas

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s